El Doctor del Pueblo, la historia de Juan Stella

Nacido en el año 1926, Juan Stella pertenece a una raza de médicos que marcaron un estilo, donde la vocación solidaria superaba cualquier tipo de ambición personal.

Juan llegó a nuestro País cuando tenía apenas cuatro años, junto a sus padres se instalaron en Bernal, Provincia de Buenos Aires, donde cursó todos sus estudios, incluso la carrera de Medicina en la Universidad de Buenos Aires, que pudo costear trabajando como maestro de escuela. En 1954 se recibió y  un año después comenzó a planear su incursión en algún pueblo del interior del País. Algunos de los ofrecimientos se ubicaban en Misiones, Chaco, la Patagonia y San Pedro del Atuel, éste último punto sería el elegido por Juan y su esposa Nelly.

“Casualmente un amigo de la familia pasó por mi casa, él nos contó que vivía en Carmensa, inmediatamente le pregunté cómo era el lugar ya que a mi me gustaba el campo y la caza. Apenas me recibí le escribí una carta y él me invitó a viajar para conocer el lugar” contó Juan, quien apenas arribó se enamoró de esta tierra, “La convencí a mi esposa y nos vinimos. Cuando llegamos corría viento, teníamos que andar por un camino de tierra, y nos gustó, por su tranquilidad y el sentido de familiaridad que había entre los vecinos”.

Sus primeros pasos los hizo en la Sala de Primeros Auxilios del distrito, al poco tiempo se transformó en un referente para toda la comunidad ya que era el “médico del pueblo”, atendiendo desde quebraduras, gripes y hasta partos. Juan viajaba desde su consultorio hasta zonas alejadas para realizar visitas domiciliarias, a veces los hacía en automóvil y otras veces en sulky, lo importante era llegar a cada una de las viviendas de Carmensa y brindar atención a cada uno de sus pacientes. En este sentido le deja un mensaje a los jóvenes que se inician en esta profesión: “Tienen que poner entusiasmo y esmero, a veces es difícil encontrar esas cosas, a pesar de que la idiosincrasia cambió, pero hay cosas que tenemos que mantener” expresó.

El Dr. Stella y su esposa Nelly tuvieron tres hijos, Eduardo Juan, Alfredo “Poroto” y Ana María, pero también construyeron un legado juntos, es que Nelly siempre fue su fiel compañera, incluso le tocó oficiar en numerosas ocasiones de enfermera, atendiendo y conteniendo a los pacientes: “Con el tiempo ella aprendió el oficio, me ayudaba en cirugías y mucho más. Todo lo que hice lo pude lograr gracias a mi señora que soportó el cambio de vida, desde Buenos Aires a una zona rural” cuenta Juan.

Sin dudas el Dr. Juan Stella es uno de los emblemas del desarrollo de nuestro departamento, no solo de San Pedro del Atuel donde fue un activo participante de la Unión Vecinal, realizó numerosos viajes para concretar la construcción de viviendas en el distrito, también fue uno de los fundadores del Sanatorio G.A.S.A., y atendió por años en el Centro de Salud de Carmensa, donde en el 2018 se colocó un busto en homenaje a sus cincuenta años de trabajo ininterrumpido.

Please follow and like us:
Follow by Email
Facebook
Facebook
YouTube
YouTube
Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *